Libros de Maria Mercè Roca

En fin: empecé el nuevo curso con muchas ganas, con una necesidad de tener las horas y la cabeza ocupadas. Fue un invierno aún más frío y más largo que el anterior. Y a veces me parecía que todos esos recuerdos del verano habían palidecido y se habían desdibujado, pero durante meses y meses, sin pensarlo, en la plaza del Raig ......